Nuestro último club de cena fue mágico, mi intención era experimentar lo más posible con la mayor cantidad de colores posible en una forma de pasta simple y familiar: ravioles. El color agregó una dimensión lúdica que transportó a algunos de los amantes del club a los recuerdos de su infancia de jugar con Play-Doh.

La gente a menudo no puede creer que se puedan lograr colores sin aditivos. De hecho, todos los colores que uso provienen de ingredientes naturales bastante básicos. Es el proceso de cocción -la alquimia- lo que resalta la intensidad. Dado que agregar color a la pasta solo puede agregar a sus nutrientes sin alterar su sabor, hay tantas posibilidades como los colores que uno puede crear.

Aquí hay una guía de wizzard sobre algunos de los colores y técnicas que uso:

Verde (de tonos más oscuros a más claros): col rizada, Espinacas, guisante, aguacate

AzulFlor de guisante azul

Rojo: Pure de tomate, pimenton

Lila: repollo rojo

Naranja: Calabaza, Zanahoria 

Negro: Tinta de calamar

Amarillo: Cúrcuma

Rosado: Raíz de remolacha 

Marrón: Polvo de cacao

Estilo en capas:

Estilo de superposición de formas:

Estilo espiral:

Estilo de un color:

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


1 + 10 =

es_ESEspañol
en_GBEnglish (UK) es_ESEspañol